EL CERVANTES VA A LA ESCUELA Y LA ESCUELA VA AL CERVANTES

EL CERVANTES VA A LA ESCUELA Y LA ESCUELA VA AL CERVANTES

A pesar del clima, los más pequeños disfrutaron de los títeres del Teatro Nacional en «Los caminos invisibles»

Con el auspicio de la Municipalidad de Esperanza -a través de la Secretaría de Cultura y Deportes-  las actrices titiriteras Sandra Antman y Ema Fernández Peyla en sus personajes Lunares y Rayas, bajo la dirección de Mariano Cossa, pusieron en escena un notable espectáculo recomendado para los pequeños de entre cinco a diez años, que apunta a mostrar lo enriquecedora que puede resultar la fusión de mundos y culturas diferentes.

La obra relata la historia de dos personajes oriundos de mundos distintos y enemistados, lunares y rayas, que se encuentran en un solitario cruce de caminos y se impiden el paso mutuamente.
 
Los simpáticos títeres se presentaron el último jueves (7 de abril) en el Jardín Nº 316 «José Pedroni» del Barrio Los Troncos, y el viernes en el Jardín Nucleado Nº 147 «María Esther Boaretti de Santangelo» donde los niños de ambos establecimientos pudieron disfrutar de la función, con notable entusiasmo. En tanto el sábado la función abierta para todo público se realizó en la Sala «José Manuel Estrada» de la Basílica Natividad de la Santísima Virgen, donde -a pesar de la lluvia- concurrió una numerosa cantidad de niños para disfrutar del espectáculo.
 
“Los caminos invisibles” es una historia que habla sobre la búsqueda de caminos que están más allá de lo aparente… los caminos invisibles. La obra de Silvina Reinaudi presenta un juego escénico que muestra lo enriquecedora que puede resultar la fusión de mundos y culturas diferentes.
 
El Programa  “El Cervantes va a la escuela y la escuela va al Cervantes”, que el prestigioso Teatro Nacional realiza conjuntamente con el Ministerio de Educación de la Nación, es un aporte muy valioso para la formación y disfrute del público infantil.
{AG}titeres{/AG}